Señales que avecinan una ruptura, ¡aún puedes salvar tu relación!

Señales que avecinan una ruptura, ¡aún puedes salvar tu relación!

Cuando las personas tienen problemas para negociar acuerdos, sobrevienen los problemas en la relación, aparecen los resentimientos y poco a poco, se aproxima la ruptura. Sucede con frecuencia que después de una discusión, la pareja se muestra afectuosa y queda olvidado el motivo del desacuerdo, evadiendo la resolución de sus problemas, por lo que nuevamente se volverá a presentar el mismo conflicto.

Si el conflicto es muy grave, la persona afectada empieza por manifestar síntomas físicos y psicológicos hasta que, sucede lo que se ha querido evitar: inesperadamente, sobreviene la ruptura y se separan. Con frecuencia el que decide separarse, lo ha estado pensando por mucho tiempo.

En la actualidad, en las parejas de jóvenes, el índice de divorcios a los cinco años es muy alto (4 de cada 10) y los divorcios tardíos refieren como causa el estrés y una infelicidad marital prolongada. A continuación se presentan las señales más importantes de ruptura.

Etapas del proceso de ruptura:

– Inestabilidad, tensión, dudas, agresión no verbalizada en la relación; fantasías de romances; de abandono de la relación; los hijos sienten la tensión entre los padres.
– Distanciamiento emocional: falta de disposición afectiva y física.
– Fantasías y acciones de pre-separación.

Señales que predicen la ruptura conyugal:

– Planteamiento violento: las críticas, el desprecio, actitud defensiva y/o evasiva.
– Sentirse abrumado por la negatividad del otro
– Intentos de desagravio fracasados.
– El lenguaje del cuerpo
– Los malos recuerdos

Es importante que si los cónyuges sienten malestar en su relación o si presentan alguno de los anteriores síntomas, acudan a consulta de psicoterapia de pareja, para que les ayuden a entender qué es lo que causa el malestar y encuentren soluciones al cambio, si es que desean continuar su matrimonio.

En el caso que la pareja ha decidido divorciarse, es recomendable también acudir a consulta de psicoterapia con el fin de elaborar la pérdida de la relación, aprender de la experiencia y restablecerse, no quedarse en una depresión con sentimientos de culpa, minusvalía, baja autoestima y apatía.

Si hay hijos, se les ayuda a que puedan trabajar con los hijos en la separación de los padres, cómo hablar con ellos de la separación procurando los que los daños sean lo menos posible para todos los involucrados. Sabemos en nuestra experiencia que con la separación, quedan resentimientos y se inicia una lucha sin cuartel en el cual se toma a los hijos para lastimar a los padres.

Al formar una nueva pareja, sucede que no se preparan para todas las complicaciones que surgirán: con la nueva pareja, con los hijos, y con la madre de éstos. Por lo que también es recomendable acudir a psicoterapia con la nueva pareja o con los hijos. Son incontables los casos en donde la nueva pareja siente celos o desprecio por los hijos de la ex esposa, y le impide convivir con sus hijos con tranquilidad.

Por último, les presento algunas de las conductas de las parejas exitosas:

  • Tienen claras las prioridades con su pareja
  • Se validan
  • Mantienen una conexión emocional
  • Cultivan el cariño y la admiración
  • Toman en cuenta a su pareja
  • Hablan de los problemas para solucionarlos sin dañarse

Lic. Rosario González Franco
Psicoterapeuta
Tel. 8333-4962
Muzquiz 458
Col. Mitras Centro